masajes eroticos barcelona

Los 5 masajes más eróticos que existen

16 abril, 2019
in Ocio

El erotismo y la sensualidad son elementos necesarios para darle un toque especial a nuestra vida sexual con nuestra compañera o compañero. En muchas ocasiones nos estancamos en una rutina que no nos lleva a ningún lado, sino todo lo contrario.

¿Quieres conocer cómo salir de la rutina con masajes eróticos?

Por esta razón es que muchas parejas optan por indagar acerca de nuevos métodos y tratamientos para aumentar su deseo sexual y así salir de la lamentable rutina, ese punto en el que nadie quiere llegar. La búsqueda de masajes eroticos barcelona cada día tiene más demanda en Internet y es un claro ejemplo como cada día más personas conocen los beneficios de un masaje erótico.

Así que el día de hoy conocerás los cinco masajes más eróticos de la actualidad. Préstale mucha atención para que puedas aplicarlo inmediatamente.

¿Por qué un masaje erótico?

Los masajes son métodos que nos aplicamos para sentirnos bien con nosotros mismos o para combatir alguna dolencia o enfermedad que tengamos en un momento determinado como malestar, dolor, etc.

En este sentido los masajes eróticos tienen la finalidad de darnos ese deseo y placer sexual sin necesariamente tener coito. Sirve como un preámbulo a lo que podríamos denominar un final feliz.

De esta manera los dos podéis salir de la monotonía, dándole un toque distinto a tu vida en pareja.

Estos son los cinco masajes más eróticos del momento

Cabeza

masaje cabezaPodemos comenzar el tratamiento por la cabeza para empezar a desestresar a nuestro compañero y de esta forma se le vayan eliminando todas las preocupaciones que ha tenido durante el día.

Se trata de que tus dedos se vayan desplazando por cada parte de su cabeza, iniciando por el cabello y haciendo masajes capilares de forma muy lenta y placentera. Seguimos con la frente, que es donde se acumulan las tensiones y el estrés.

Finalmente queda el rostro que hay que masajear de manera muy cuidadosa para no lastimarlo.

Espalda

Posteriormente puedes ir directamente a la espalda.  Aquí es necesario que él o ella se coloquen boca abajo en la cama y tú te sientas directamente en su espalda para empezar el tratamiento.

Desliza tus manos por toda su espalda jugando con tus uñas sin llegar a hacerle daño. Recuerda que es importante sincronizar con su respiración para que la sensación sea mejor aún.

En este sentido te recomendamos que llegues hasta sus glúteos y hagas una especie de círculos para después subir otra vez a la cabeza y llegar al cuello. Allí puedes detenerte y hacer unas figuras para después pasar al próximo paso.

Pecho

Llegó la hora de darse la vuelta. Colócate al lado de tu compañero y empieza a hacerle caricias de forma circular por su pecho. Siempre tiene que ser al contrario de las agujas del reloj para una mejor sensación.

Posteriormente puedes utilizar tu boca para darle un toque especial y erótico. No olvides que los pezones es una zona con muchas terminaciones nerviosas.

Puedes estar durante una media hora haciendo esto, ayudándote si quieres con una pluma o pincel para darle aún más satisfacción antes de pasar a algo mucho más erótico.

Brazos

Utiliza tus uñas para recorrer la parte inferior de tu muñeca hasta llegar hasta sus axilas, descansa un poco y luego desciende de nuevo hasta la muñeca. Poco a poco verás cómo le va gustando cada vez más a tu compañero.

Muchas personas se olvidan de esta zona del cuerpo, lo que resulta ser un gran error ya que la parte inferior del brazo contiene mucha sensibilidad al tacto. Si quieres seguir avanzando recuerda siempre este consejo.

Glúteos

Cada vez pasamos a lugares más sensibles, llegando así al turno de las nalgas. Aquí te sientas justo debajo de ellas y empiezas a realizar un masaje leve de forma circular por ambas durante unos minutos.

Descansa y luego pasas a la otra. Recuerda que debes hacerlo con mucho tacto para no llegar al dolor o vulgaridad, que es un hilo muy fino que se puede romper fácilmente. También puedes usar tus brazos en vez de manos para darle un toque distinto.

¿En qué me ayuda un masaje erótico?

Estos masajes no sólo crean un ambiente sensual y caliente, sino que refuerza la unión que ambos tenéis como pareja. Para hacer este tipo de tratamientos se necesita un alto grado de confianza por parte de los dos, así que si te deja hacerlo ya has ganado varios puntos.

Estos también suelen ser momentos perfectos para hablar en pareja. Conversar sobre problemas, sensaciones y preocupaciones que ambos tienen sobre el futuro o una situación determinada.

Las soluciones es más sencillo que se den, ya que el ambiente es agradable y los masajes ayudan a nuestro estado de ánimo.

Finalmente combate el estrés y el aburrimiento que lleva el hacer lo mismo diariamente. La experiencia detrás de estos masajes es sencillamente es inigualable y con sólo practicarlo algunas veces por semana será suficiente para dar un salto en la relación.

Estamos seguros de que tu pareja te lo agradecerá!!

Otros post que te pueden interesar del blog es el ranking de mejores actries porno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *